La Near Field Communication (NFC por sus siglas en inglés) es una tecnología de comunicación inalámbrica, de corto alcance y alta frecuencia que permite el intercambio de datos entre dispositivos a menos de 10cm. Actualmente en uso en países como Japón, Corea del Sur y algunas de las principales ciudades de Europa, le usan mayormente para el pago de transacciones menores o importes por el uso del tren.

Mucho se ha hablado en los últimos días sobre los nuevos equipos de Research In Motion que soportarán la tecnología NFC como una de sus grandes novedades, pero, que es la tecnología NFC? Que beneficios nos ofrece su uso? En que parte de nuestro diario vivir le podríamos usar?

La tecnología NFC se comunica mediante inducción en un campo magnético, en donde dos antenas de espira son colocadas dentro de sus respectivos campos cercanos. Trabaja en la banda de los 13,56 MHz, esto hace que no se aplique ninguna restricción y no requiera ninguna licencia para su uso.

Soporta dos modos de funcionamiento, todos los dispositivos del estándar NFCIP-1 deben soportar ambos modos:

Activo:
Ambos dispositivos generan su propio campo electromagnético, que utilizarán para transmitir sus datos.

Pasivo:
Sólo un dispositivo genera el campo electromagnético y el otro se aprovecha de la modulación de la carga para poder transferir los datos. El iniciador de la comunicación es el encargado de generar el campo electromagnético.

El protocolo NFCIP-1 puede funcionar a diversas velocidades como 106, 212, 424 o 848 Kbit/s. Según el entorno en el que se trabaje, las dos partes pueden ponerse de acuerdo de a que velocidad trabajar y reajustar el parámetro en cualquier instante de la comunicación, se espera que los Smartphones BlackBerry utilicen los 424 kbit/s de transmisión.

Como la NFC opera bajo el concepto básico y simple de “leer” y “escribir” entre un teléfono u otro dispositivo y un receptor, como un terminal de contacto en un restaurante o estación de tren donde se desea velocidad y comodidad, esta funcionalidad le ha vuelto muy atractiva para el mercado de consumo, actualmente Nokia ya posee equipos que soportan dicha tecnología y  Apple junto con Google han puesto la mirada en ella y se encuentran muy interesados en el desarrollo y la aplicabilidad en sus respectivas plataformas.

Pero no sólo eso se puede hacer, con la NFC se pueden transferir datos desde y hacia otros dispositivos, por ejemplo, cámaras digitales equipados con tecnología NFC pueden enviar fotos a TV equipada con soporte para NFC.

La terminales que aceptan pagos con tecnología NFC también deben ajustarse a las especificaciones de interoperabilidad técnica. Actualmente hay más de 200.000 terminales en uso dentro de los EE.UU. que ya se aceptan tarjetas de crédito “contactless”, o las llamadas tarjetas “SmartCard” las que pueden ser actualizadas con cierta facilidad para aceptar las transmisiones en NFC desde los teléfonos inteligentes BlackBerry.

Para que la tecnología funcione bajo el esquema actual es necesario que el BlackBerry soporte un chip de radio NFC(que actúa como un transmisor y un receptor) y que sea cargado con una aplicación que permita las transacciones autorizadas previamente por el usuario desde el teléfono.

En un escenario de la vida cotidiana, para que podamos efectuar pagos desde nuestro BlackBerry deberemos realizar todo el trámite de autorización mucho antes de que estemos dispuestos a pagar, acción que se completa cuando el usuario toca o casi toca con su dispositivo a la terminal de recepción de pagos. Si estamos en medio de una llamada deberemos finalizarla con el fin de llevar a cabo la transacción.

Actualmente países como Japón y Corea del Sur le encuentran utilizando para el pago de comida o importes de tránsito o parqueos, en Londres aceptan su uso para el pago de servicios de tránsito y en algunas ciudades de Alemania ya comenzaron a utilizar los pagos desde Smartphones con soporte a tecnología NFC.

En el año 2008 en los EE.UU. se llevó a cabo una prueba en el área de San Francisco por el departamento de tránsito rápido de la bahía de California la cual fué descrita como todo un éxito por las autoridades.

Como ven hay muchas maneras de como podría ser utilizada esta tecnología en Latinoamérica en función de nuestro beneficio, la pregunta es … llegaremos realmente a disfrutar realmente de ello??

Espero que en mi próxima visita a Cuenca pueda pagar el colectivo con mi BlackBerry de cuarta generación :)